jueves, 22 de abril de 2010

Honduras: La represión y los asesinatos no cesan


El pasado martes 20 a la noche el periodista Jorge Alberto Orellana, más conocido como Georgino Orellana, fue asesinado al salir del canal en el que trabajaba en el barrio Los Andes, de San Pedro Sula. Fue interceptado por un hombre que escondido en un arbusto aguardaba la salida del comunicador para dispararle un balazo en su cabeza, convirtiéndolo en el séptimo periodista asesinado en lo que va del año.

“Fe de Radio” indagó acerca de la situación en Honduras y del caso Orellana en particular. Algunos colegas nos refieren que Orellana trabajaba en el Canal 5 de televisión que es propiedad de un empresario de apellido Ferrari que apoyó al golpe que derrocó al presidente Zelaya. Orellana no estaba cómodo con esta situación y lo habría comenzado a plantear al aire. Nuestros colegas resaltan lo llamativo que es para ellos que los medios de España y América Latina no se hagan eco de la continua represión en Honduras. También se indignaron con el titular de la cadena Univisión, una de las dos cadenas hispanas más importante de los Estados Unidos y con fuerte influencia en la región, que dijo que el asesinato de periodistas solo se debía a la “alta criminalidad”

Por otra parte, la organización Reporteros Sin Fronteras (RSF) relató en un comunicado que "la estación comunitaria La Voz de Zacate Grande fue víctima de intimidaciones por parte de la policía local". Además, también participaron de las amenazas guardias privados del empresario Miguel Facussé Barjum, por un conflicto agrario que es defendido desde la radio comunitaria.

En tanto, el pasado 9 de abril fueron baleadas las instalaciones del Canal 40, en la región de la costa atlántica de Tocoa, según informó el Comité por la libre expresión (C-Libre).

Como dato anecdotico digamos que se produjo un encuentro entre el secretario de Seguridad de Honduras, Óscar Álvarez; el presidente del Colegio de Periodistas de Honduras (CPH), Elán Reyes, y el ministro de Comunicación y Estrategia, Miguel Ángel Bonilla, en la sede del poder Ejecutivo.

"Hasta este momento la información que nosotros tenemos es que la situación es ajena a las funciones periodísticas no es una escalada ni tampoco una situación que diga que es violatoria de la libertad de expresión", manifestó el secretario de Seguridad en una conferencia de prensa ofrecida en Casa Presidencial.

Pero lo más llamativo fue la “recomendación” que el presidente del Colegio de Periodistas de Honduras hizo a los comunicadores sociales, en especial a los que conducen programas de opinión, de “guardar prudencia y respeto por los demás”. "Estamos nosotros también haciéndole un llamado a todas las personas, a todos los periodistas, a quienes mantienen programas de opinión en diferentes medios, que igualmente tengan el mayor cuidado con los temas que traten u opinen”. Obviamente señaló que no quiere autocensurarlos. Ejem....


Reyes fue abucheado en la sede del Ejecutivo al término de la conferencia de prensa en la que además anunció algunas medidas encaminadas a regular el ejercicio de la profesión en Honduras.


Reproducimos la crónica impecable de Aura Ribero de Tercera Información, de España:

"La llegada al poder del golpista Pepe Lobo, mediante unas elecciones fraudulentas organizadas por la misma dictadura que ahora lidera no ha supuesto el fin del terrorismo de estado perpetrado por su antecesor Roberto Micheletti.

Las fuerzas de seguridad que reprimieron duramente a los ciudadanos contrarios al golpe no han sido depuradas, los responsables de esa brutal represión y autores del golpe han sido absueltos por los tribunales, el ministerio público no aplica las medidas cautelares que las organizaciones de derechos humanos dictan a favor de los ciudadanos y ciudadanas que integran la resistencia. El mismo ministerio no investiga los asesinatos políticos y el régimen liderado por Lobo pone a disposición de los terratenientes las fuerzas públicas de seguridad para reprimir a los campesinos.

En esta situación ya son 16 los asesinados políticos desde que Lobo recibió el poder el pasado 27 de enero, y de ellos6 periodistas, contando a Jorge Orellana, profesional de la comunicación asesinado ayer por la espalda de un tiro en la cabeza a la salida de su trabajo en la televisión.

Mientras tanto, el militante del Frente Nacional de Resistencia Popular (FNRP) Óscar Flores, sigue desparecido desde que lo capturó la policía hace algunas horas por recoger firmas en favor de la constituyente. El CODEH ha pedido el habeas corpus para él".

Share

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites